Marcado CE: ¿de qué se trata?

El marcado CE de un producto trata de brindar confianza al mercado y a los consumidores dentro de ese mercado. El marcado CE facilita el comercio a través de la confianza del producto y el marcado CE va de la mano cuando se opera y se comercializa en el Reino Unido y la Unión Europea. Vale la pena señalar que el Marcado CE se encuentra conformado con otros estándares reconocidos internacionalmente.

Quien coloca el producto en el mercado es quien asume la responsabilidad legal para garantizar el correcto funcionamiento del mismo, de esta forma se protege la comercialización de los productos y se evitan los productos “dañinos”

El marcado CE es imprescindible si quiere poner en el mercado europeo sus productos. Este mercado europeo de libre comercio representa evidentes oportunidades de negocio, pero también una mayor competitividad.

Esta mayor competitividad nos obliga a buscar herramientas que diferencien nuestro producto del resto del mercado y que mejor manera que mediante un certificado reconocido internacionalmente que avale la calidad de nuestros producto

Beneficios de la certificación EN 1090:

  • Genera oportunidades de negocio
  • Aumenta la confianza de sus clientes en usted como proveedor seguro de productos y servicios
  • Mejora tu competitividad
  • Reduce costes y genera ahorros

Ayuda a mantener y mejorar su posición en el mercado